Educación Emocional: la asignatura pendiente

Educación Emocional: la asignatura pendiente

La importancia de la Educación Emocional en los Planes Educativos

La Educación Emocional es un proceso de enseñanza basado en el aprendizaje de las habilidades emocionales, dichas competencias son necesarias en los seres humanos al ser aplicables a una multiplicidad de situaciones tanto cotidianas como extraordinarias. Las competencias socioemocionales son consideradas de orden primario pues las personas que no las desarrollan desde la infancia, tienden a germinar en un ambiente conflictivo que perjudicará su desarrollo y crecimiento personal.

El fin de la educación es el pleno desarrollo de la personalidad integral del alumnado. En este desarrollo pueden distinguirse como mínimo dos grandes aspectos: el desarrollo cognitivo y el desarrollo emocional. El primero ha recibido un énfasis especial, en detrimento del segundo, que ha quedado casi olvidado por la practica educativa.

Hasta el momento, la Educación Emocional  no se encuentra incluida en los Planes Educativos de manera ordinaria, pues en la mayoría de las ocasiones se considera que no es tarea de los centros educativos la impartición de dichas competencias al ser consideradas sociales y no académicas.

Goleman (1995) hace referencia a los elevados costes del analfabetismo emocional (crímenes, violencia, arrestos, uso de armas de fuego, suicidios, inseguridad ciudadana, depresión, ansiedad, estrés, desordenes de la alimentación, abuso de drogas y alcohol). Todo ello implica estrategias de prevención y alfabetización emocional necesarias a través del sistema educativo como respuesta al gran déficit de la formación básica en los alumnos.

Muchas opiniones apuntan a que las habilidades emocionales deben ser enseñadas en el ámbito no formal como puede ser en la familia, sin tener en cuenta que la enseñanza de estas competencias requiere de un profesional que acompañe al sujeto durante el proceso ofreciéndole las herramientas necesarias para un aprendizaje constructivo encauzado hacia el éxito, pues en el caso de dejar la Educación Emocional en manos de agentes como las familias, cada alumno se desarrollaría en un proceso de enseñanza en valores socioemocionales diferentes sin existir de esta manera ninguna concordancia ni coherencia y fomentando, de esta manera, la creación de conflictos. Por ello debe de promover la enseñanza emocional en la escuela como materia curricular ordinaria con el objetivo de que todos los alumnos sigan el proceso adecuado e indicado por los profesionales en dicha materia, así como un docente especializado en química profesa la teoría molecular a sus alumnos.

Es importante que la escuela ofrezca una educación emocional, pues otorga los medios para la resolución de problemas cotidianos y, por tanto, el fomento del bienestar personal y relacional. Realizar talleres o actividades donde se aprenda a conocer las propias emociones y las de los demás, va a favorecer desarrollar competencias emocionales como la conciencia emocional, la regulación emocional​, la autogestión, la inteligencia interpersonal, las habilidades socio-vitales cotidianas y el bienestar personal.

Desde ORIENS ofrecemos una propuesta especializada en la enseñanza de habilidades emocionales denominado “El secreto de las emociones”. Se trata de un taller que puede ser impartido a todos los niveles educativos desde primaria hasta bachillerato.

Se trata de un taller de intervención psicoeducativa para trabajar competencias como ponerse en el lugar del otro, hablar y compartir opiniones de una manera asertiva, identificar las emociones, reconocerlas y gestionarlas, lo cual no es tarea fácil. La clave está en dotar de inteligencia a nuestras emociones para que seamos nosotros quienes las controlemos y no a ellas a nosotros.

En cualquier ámbito es importante saber ponerse en el lado del otro, en reforzar la capacidad de observar a nuestros compañeros y compañeras, en saber gestionar la emoción y aprender a dirigir las emociones y nuestros actos, ya que vemos a diario una serie de conductas intolerantes que provienen de una falta de capacidad de igualdad, respeto, tolerancia y empatía, y de saber mirar a las personas con las que nos relacionamos al mismo nivel.

En definitiva, ORIENS apuesta por el cambio, la conciencia social y por la inclusión de la educación emocional en los planes educativos.

oriens

Oriens es una cooperativa social que tiene como objeto la intervención socioeducativa y cultural para promover cambios en nuestro entorno.

Deja una respuesta